domingo, 26 de septiembre de 2010

El Jardín

El jardín se mueve como una enagua verde, y el abrazo precipitado del rocío bosteza recostado en el trébol con la soberbia de la inocencia.
Ese aire gris moviéndose, sacudiendo las manos enguantadas de los helechos, sorprendiendo el espasmo anaranjado de las caléndulas.
Aire moviendo el verde. El asombro de un pájaro asistido por el dedo del viento borda de penínsulas la capa blanca de las nubes y se detiene en el ojal azul de los rosales. Cuerpo blando moviéndose, sosteniendo el aliento al borde de la calle. Verde moviendo el verde. Verde.

Páginas vistas en total

si pasas por este sitio, me gustaria saber tu opinión